¿Cuál es la mejor silla de oficina?

¿Cuál es la mejor silla de oficina?

 

El home office ha puesto sobre la mesa el valor de una una buena silla de oficina. Trabajadores acostumbrados a estar sentados sobre una silla de oficina de calidad en sus oficinas reconocen que una de las cosas que más están echando de menos en sus casas es una silla que les permita teletrabajar en una postura cómoda y saludable, según un estudio reciente de Ofita. De ahí, surge la pregunta: ¿Cuál es la mejor silla de oficina?

 

Las malas posturas y excesivo sedentarismo, al que estamos expuestos durante tantas horas en la oficina o en casa, puede, sin que nos demos cuenta, estar dañando nuestra salud.

 

Cuello y hombros, zona lumbar, dorsal y cabeza son las partes más castigadas de nuestro cuerpo fruto de la manera en la que nos sentamos frente al ordenador, mala posición del cuello y cabeza, así como de los brazos y muñecas mientras tecleamos.

 

Cuando permanecemos mucho tiempo en una postura incorrecta, la columna vertebral pierde su alineación natural, causando dolores, fatiga y tensión muscular.

 

La higiene postural y la ergonomía son eficaces para prevenir estas dolencias. Lo primero que debemos hacer es sustituir la postura estática por la de estar sentado en movimiento activo. Para ello, el respaldo debe permitir cierta flexibilidad, moviéndose en pequeños ángulos sobre una posición fija. Además, será importante que cambiemos de postura frecuentemente, evitemos los giros parciales (es mejor girar todo el cuerpo a la vez) y nos levantemos y andemos un poco cada 45 minutos.

 

Una silla de oficina ergonómica evita dolores y enfermedades, y además crea estados psicológicos saludables:¡ Cuál es la mejor silla de oficina? logra una mayor eficiencia en el desarrollo del trabajo, disminuye la fatiga e incrementa el bienestar general de su usuario y su motivación en el trabajo.

 

roche gis madrid

Silla de oficina Hara de Ofita

 

La mejor silla de oficina para una postura correcta

Lo primero que debemos exigir a una silla de oficina es que haya sido diseñada según criterios ergonómicos, lo que significa que debe ser capaz de adaptarse a la complexión física de su usuario y a la actividad que éste realiza, lo que le permitirá adoptar una postura correcta en todo momento.

Así, la mejor silla de oficina  debe cumplir los siguientes requisitos para ser ergonómica y saludable:

 

  • La silla debe adaptarse a su usuario; a la variedad de individuos. Para ello deberá estar dotada de: giro, movilidad, regulación de altura del asiento (los pies deben estar apoyados totalmente en el suelo), regulación de altura del respaldo (para que permita un apoyo lumbar correcto) y regulación de altura del reposabrazos. La regulación de profundidad del asiento también puede ser importante para personas demasiado altas o bajas.

Hara chair

  • El respaldo debe hacer posible que la espalda esté correctamente apoyada. Debe posibilitar que adoptemos una postura erguida, brindando apoyo al tronco en su totalidad, y en particular es especialmente importante el apoyo del área lumbar. Por otra parte, el respaldo no debe ser demasiado ancho en su parte superior para que no reste movilidad a los brazos. Debe disponer también de cierta curvatura, visto lateralmente, para adaptarse a la forma de la espalda. Con la forma de una S suave, cóncava a la altura torácica y convexa a nivel lumbar, para que se adapte a la estructura de la espalda. Igualmente, se recomienda la posibilidad de regular en altura el respaldo o, en su defecto, la regulación del área más saliente de la curvatura lumbar del respaldo.

 

  •  Debe ser segura. La mejor silla de oficina es giratorias y sus bases están dotadas de 5 radios para evitar su vuelco, frente a las antiguas cuatro patas. El centro de gravedad de la silla más el usuario, no debe quedar fuera de la superficie ocupada por la base en ninguna de las posturas “límite” que pueda adoptar el usuario; desde la posición de sentado en el borde delantero del asiento, con el cuerpo inclinado hacia delante, hasta la posición de máxima inclinación hacia atrás del respaldo.

Hara chair

  • La silla de oficina debe posibilitar una posición sentada dinámica. Debe adaptarse a los movimientos del usuario y a las diferentes actividades. En este sentido, se recomiendan sistemas que permitan la sincronización de movimientos asiento/respaldo.

 

  • Los reposabrazos son convenientes para dar apoyo y descanso a los codos y antebrazos. Un buen apoyo de brazos reducirá la sensación de fatiga en el área cervical. Su longitud debe ser algo menor que la del asiento para que no nos impida acercar la silla a la mesa. Además deben ser gruesos y no deben tener bordes agudos.

 

Hara chair

  • Los asientos no han de ser excesivamente blandos; no hay que confundir confort o comodidad con ergonomía. El asiento debe ser mullido pero proporcionar un apoyo firme en toda su superficie.

 

  • Diseño que amortigüe la sacudida al sentarse.

 

  • El sistema Sincro, es el que permite que el respaldo se incline en un movimiento sincronizado con el asiento, favoreciendo el movimiento natural del cuerpo y evitando que estemos muchas horas en la misma posición.

Las imágenes de este artículo corresponden a la silla Hara de Ofita. Ideal también para el home office, Hara ya está disponible en nuestra tienda on line.

 

2020-06-22T17:55:44+02:00

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies